El estreñimiento en ancianos

estreñimientoEl estreñimiento en los ancianos, al igual que en los jóvenes, puede ser causado por una dieta carente de fibra, un consumo insuficiente de líquidos, la falta de ejercicio y algunas veces por el estrés emocional. Algunos medicamentos como los antiácidos, las pastillas para la presión arterial alta, los antidepresivos y algunos analgésicos también pueden alterar el sistema digestivo y provocar estreñimiento. Por eso es tan importante consultar las posibles reacciones adversas de los medicamentos que tomamos. Cuando una persona está comiendo menos alimentos y bebiendo menos líquidos de lo que solía hacer, sus deposiciones se ralentizan. Las heces que permanecen en el intestino grueso durante largos períodos, pueden secarse y endurecerse. Esto hace que las evacuaciones sean menos frecuentes y más difíciles de expulsar.

Dieta

Un intestino sano necesita ciertos tipos de alimentos para mantener su buen funcionamiento, especialmente los que son ricos en fibra. La fibra es absolutamente esencial para la regularidad intestinal y la prevención del estreñimiento. Se puede obtener mayormente de cereales integrales, verduras y frutas. Los alimentos que no contienen fibra se digieren rápidamente en el estómago y el intestino delgado, al contrario de los que sí son ricos en ella. Cuando la fibra llega al intestino grueso estimula el movimiento de las heces y atrae agua para mantenerlas blandas y voluminosas. Otra opción para combatir el estreñimiento desde la dieta es probar los alimentos tradicionales con efecto laxante como las ciruelas o el ruibarbo y las hierbas como el perejil y el saúco.

También es necesario asegurarse de que está tomando suficiente líquido, porque ayuda a lubricar el paso de los alimentos y evita que se sequen en el camino, causando estreñimiento. La recomendación es beber al menos 1,5 litros de agua al día, pero si va a comer una dieta alta en fibra, incremente esta cantidad. Algunos jugos de frutas son buenos gracias a su efecto laxante, especialmente el jugo de ciruela, de pera y manzana. En adición, beber un vaso de agua tibia en la mañana suele ayudar a muchas personas con estreñimiento.

Ejercicio

Cuando se es mayor probablemente ya no se realiza la misma cantidad de ejercicios, tal vez permanezca sentado durante largos períodos de tiempo. Además su tono muscular no será tan fuerte como solía ser. Las deposiciones regulares dependerán de si tiene o no buenas contracciones musculares. En ese sentido el ejercicio realmente puede beneficiar al proceso digestivo, no solo en personas ancianas, sino en personas de cualquier edad. La actividad física estimula el paso de los alimentos a través del sistema (peristaltismo), lo que ayuda a prevenir el estreñimiento. Incluso dar un simple paseo o mantenerse en movimiento alrededor de la casa o jardín cada 1 hora es bueno para la digestión, así como para su salud y bienestar general.

Estrés

Cualquier cambio en su entorno normal o alteraciones en la rutina familiar puede afectar su digestión y causar varios problemas de salud, incluyendo el estreñimiento o la diarrea. Incluso ir de vacaciones puede interrumpir los hábitos intestinales normales, especialmente si se comen alimentos diferentes o exóticos. Más; ¿Las emociones pueden causar estreñimiento?

Quiz: ¿Es el estreñimiento tu problema?

Realiza este cuestionario y descubre cuándo el estreñimiento es realmente un problema.
> Sí, quiero saber >

Regularidad

Cuando se es anciano intervienen varios factores que afectan la regularidad, por ejemplo puede haber dificultad para levantarse de una silla, silla de ruedas o la cama. Cuando estás fuera es posible que prefieras evitar los baños públicos y esperar hasta llegar a casa. Ignorar la necesidad de ir al baño podría no parecer importante, pero puede causar estreñimiento debido a que la materia de desecho se está recopilando continuamente para la evacuación, llegando a ser más seca y más difícil de expulsar. Siempre trate de ir al baño a la mayor brevedad posible, tanto para movimientos intestinales como para orinar.

Alivio

Lo primero que muchos ancianos deciden hacer cuando hay estreñimiento es tomar un laxante. Hay muchos tipos para elegir, laxantes estimulantes que provocan el movimiento muscular del intestino, laxantes formadores de volumen que ayudan a retener la humedad en el intestino, ablandadores de heces, entre otros.

Al igual que muchos medicamentos, los laxantes pueden tener algunos efectos secundarios, por ejemplo  calambres de estómago y gases, e incluso diarrea. Algunos productos advierten que debe consultar con su médico si tiene otras condiciones médicas o si está tomando otros medicamentos. No es buena idea usar laxantes durante más de un par de semanas, ya que pueden agravar los síntomas de estreñimiento a largo plazo. Más; Beneficios de los remedios naturales en lugar de laxantes para el estreñimiento.

Usted podría intentar una solución más natural, como el uso de suplementos probióticos. Estos son una vía natural para mantener la regularidad intestinal y el proceso digestivo saludable mediante la adición de bacterias beneficiosas, sin causar efectos secundarios adversos. Si su estreñimiento no mejora después de un par de semanas, o si tiene otros síntomas como náuseas, dolor abdominal, sangre en las heces o está perdiendo peso, hable con su médico.

libroIMPORTANTE: Descarga completamente GRATIS nuestro libro electrónico; “40 remedios para el estreñimiento”. Después de leer este ebook serás capaz de comprender y reconocer:

  • Por qué padeces de estreñimiento
  • Cuándo, y cuándo no, estás estreñido
  • 40 remedios naturales y caseros para combatir el estreñimiento, tanto en bebés como en niños y adultos
  • Y más, mucho más…¿Qué esperas? ¡Es Gratis!