¿Qué alimentos pueden causar estreñimiento?

Para combatir el estreñimiento no basta con comer algunos alimentos recomendados como las ciruelas pasas y las semillas de linaza. Si el resto de tu dieta es pobre, seguramente no vas a obtener los resultados que esperas.

Consumir una dieta pobre puede causar algo más que estreñimiento. Tu sistema digestivo puede llegar a estar tan inflamado y lento, que es incapaz de descomponer bien los alimentos o absorber todos los nutrientes. Esto puede provocar síntomas muy molestos como hinchazón, calambres y diarrea.

¿Cuáles son los principales alimentos que debes evitar?

Lácteos: La intolerancia a los productos lácteos, como leche, yogur y queso, se debe a la carencia de la enzima lactasa, que descompone la lactosa (azúcar de la leche) en azúcares más simples y listos para su absorción en el intestino. Por consiguiente, la lactosa no es absorbida y permanece en el intestino, provocando efectos secundarios como hinchazón, calambres estomacales o incluso estreñimiento.

Incluso para aquellos que no son intolerantes a los lácteos, estos productos son bajos en fibra y no constituyen un buen aporte cuando se sufre de estreñimiento.

Sugerencias: Si usted sabe que puede tolerar productos lácteos, pero sufre de estreñimiento entonces consumir su alimento lácteo con una fibra tal como una pieza de fruta o un puñado de frutos secos.

Alimentos procesados: En general por alimentos procesados ​​se entiende todo aquello que sale de un paquete. Galletas, pasteles, comidas pre-elaboradas, hamburguesas, pollo frito, patatas fritas, pizza, etc. Todo son bajos en fibra y altos en sal, azúcar y / o grasas saturadas. Por eso tienen la propiedad de agravar cualquier problema digestivo y causar síntomas de hinchazón, calambres, estreñimiento o diarrea. También pueden tener un efecto mucho más perjudicial a largo plazo. Mientras más tiempo el sistema digestivo esté bajo tensión, más tardará en recuperarse y por tanto se puede desarrollar estreñimiento crónico, además de ponerse en riesgo de enfermedades graves como enfermedades del corazón, diabetes tipo 2 y Alzheimer. El mejor remedio es evitar estos alimentos por completo y preparar tus propias comidas, es mucho más divertido y saludable. En Internet puedes encontrar innumerables recetas para hacer tus propias hamburguesas, pizzas, pasteles y golosinas saludables que no toman mucho tiempo y tienen un sabor delicioso.

Los alimentos blancos: Son mejor conocidos como hidratos de carbono refinados. Aquí se incluyen la harina blanca, el arroz blanco, la pasta blanca y el azúcar blanco. Todos han sido altamente procesados y despojados de sus mejores beneficios. Sin fibra, o con poca cantidad de ella, en estos alimentos solo queda un carbohidrato refinado o lo que es igual, azúcar. Cuando los comemos, el cuerpo descompone este azúcar que se absorbe rápidamente en el torrente sanguíneo, dándonos una típica explosión de energía, seguida por una depresión que nos empuja a seguir comiendo.

El azúcar es inflamatoria para el sistema digestivo. Junto con la falta de fibra (por no hablar de las vitaminas y minerales) puede conducir rápidamente a problemas digestivos, incluyendo estreñimiento. El mejor consejo es intercambiar lo blanco por lo marrón, es decir, por los productos integrales. Mantienen la saciedad por más tiempo, contienen gran cantidad de vitaminas y minerales necesarios para una buena digestión, contienen la fibra necesaria para dar más volumen a las heces y favorecer su movimiento a través de los intestinos.

Alcohol: El alcohol también puede ser perjudicial cuando se trata de estreñimiento. Beber demasiado alcohol causa deshidratación. Eso obliga al organismo a recuperar fluidos de nuestros intestinos para  mantener hidratados a otros órganos más importantes, como el corazón y el cerebro. Como resultado las heces se endurecen, se secan, se acumulan y causan estreñimiento.

A menudo esa situación se agrava porque el alcohol también causa la pérdida de electrolitos, como potasio y sodio, que se necesitan para retener agua. El consumo de alcohol excesivo conduce a un incremento en la orina y ahí es donde se pierden los electrolitos. Todo ello junto con el efecto deshidratante del alcohol, hace que las heces se sequen y no puedan pasar.

El alcohol también suprime el peristaltismo, lo que a su vez impide que los intestinos ejerzan su ritmo natural para mover las heces a través del cuerpo, causando acumulación y estreñimiento.

La recomendación general es tomar agua al mismo tiempo que se bebe alcohol, para mantener la hidratación y limitar los efectos nocivos de dicha sustancia.

Bebidas gaseosas: Las bebidas gaseosas tienen un alto contenido de azúcar, azúcar artificial y cafeína. Estos ingredientes pueden afectar tu delicado sistema digestivo causando inflamación, deshidratación o desequilibrio en la población de buenas bacterias digestivas. Si consumes bebidas gaseosas regularmente podrías estar contribuyendo al estreñimiento. Redúcelas o elimínalas por completo de tu dieta.

IMPORTANTE: Descarga completamente GRATIS nuestro libro electrónico; “40 remedios para el estreñimiento”. Después de leer este ebook serás capaz de comprender y reconocer:

  • Por qué padeces de estreñimiento
  • Cuándo, y cuándo no, estás estreñido
  • 40 remedios naturales y caseros para combatir el estreñimiento, tanto en bebés como en niños y adultos
  • Y más, mucho más…¿Qué esperas? ¡Es Gratis!

Sí, Quiero el libro »